viernes, 17 de junio de 2011

ENTREVISTA

Julieta Venegas se estrenó como madre hace poco. Esto no ha impedido que siga desarrollándose en el medio artístico. Sin embargo, ella considera que el mundo continúa siendo “universalmente paternalista“, por lo que las mujeres deberán seguir luchando para transformar su rol en la sociedad. Fue en París donde Venegas declaró a EFE que el mundo continúa siendo machista, por lo que todavía hay que hacer mucho para que las mujeres latinoamericanas reciban el lugar que merecen. Ella ha tenido que viajar con Simona, su hija de apenas 10 meses.

Julieta Venegas ha sacado, en toda su carrera, ocho producciones discográficas. La última se llama ‘Otra cosa’ y salió el año pasado.

A Venegas le gusta vivir su maternidad intensamente. Sin embargo, declara que no se encierra todo el día a cocinar, pues ahora es necesario ser madre de una manera distinta. Una de las cosas que más molestan a la talentosa cantante es el hecho de que se entrometan en su vida privada, preguntándole a todas horas quién es el padre de la niña. Argumenta que sólo a ella concierne el nombre del sujeto y que, además, si fuera hombre no se le vería panza. A ellos, dice, no se les pregunta todo el día de quién es el hijo que esperan, porque los hombres no se embarazan, lo que le parece injusto. Venegas celebrará, en un evento organizado por el Instituto Cervantes, el Día del Español en París. Junto a ella participarán Ely Guerra y Natalia Lafourcade.

Julieta confiesa que no sabe cómo hará para ser madre y trabajar al mismo tiempo cuando su pequeña crezca y tenga que ir a la escuela. Lamenta la situación de sus amigos músicos, que van por todo el mundo de gira, muy contentos, por haber dejado a las crías con su madre. Para ella no es tan sencillo, primero, porque ella es la madre y, segundo, porque eso implica que toda su agenda y modo de vida sufran severas transformaciones. El papel social de las mujeres comienza a extenderse, pero la sociedad todavía no está lista para ello, por lo que hay que cambiarla.

Julieta Venegas es embajadora cultural del Consejo de Ministras de la Mujer de Centroamérica (COMMCA), por lo que conoce bien el papel de las mujeres en Latinoamérica y cómo ellas pueden llegar a sufrir abusos. Cuando una de ellas es violada, dice, la respuesta que da la autoridad es que la víctima fue la provocadora, lo que llena de rabia a la cantante. Que se vean más mujeres en campos aparentemente masculinos es la solución para el problema del poco aprovechamiento del potencial femenino en la sociedad. Ella no se considera defensora de “lo femenino”, sino de todas las personas, sean hombres o mujeres.

Fuente: Milenio

1 comentario:

jakju@gmail.com dijo...

julieta nos da una leccion cuando se declara no defensora de lo femenino sino de todas las personas